Mi corazón trazado en tinta... Las mejores entradas de Presentimientos

martes, 10 de enero de 2017

💖Un amor...Sin límites 2





Alguna vez has sentido una culpa acompañándote de manera latente, impregnada en tus recuerdos?    lo he sentido.   Sí existe el hombre perfecto, vaya que sí. Una gran amiga mía lo encontró, un hombre sencillamente maravilloso, me hacía tan feliz contemplar ese amor,  que decidí escribirles una canción “Regalo del destino”…y se las canté en su boda Sin embargo, esa dicha no duró mucho. Poco tiempo después de casarse, él falleció trágicamente,mi amiga, consternada por su pérdida me había dicho “Tú me dijiste que era un regalo, no que duraría tan poco”…y esas palabras me dolieron en el alma, llegué a pensar que mi canción había maldecido esa felicidad y entré en una crisis fatal al grado de aborrecer la escritura.

           Tiempo después, sanadas las heridas, resignada ante los designios de Dios que son sólo de él, seguí adelante.
           
         Había pasado unos meses desde que falleciera el esposo de mi amiga.
Las luces anunciando la navidad alegraban el lugar, disfrutaba de la música del salón mientras  mi pareja acariciaba suavemente de mi mano, me había pedido la oportunidad de conocernos con un “quizás “ de por medio, yo no pensaba en enamorarme. Ya no…pero mi corazón que siempre me ha llevado la contraria empezaba a latir como un palomar, seducido por el atractivo hombre que me hablaba al oído. Entonces sucedió…ahí estaba mi amiga, siempre ha sido hermosa y esa noche no fue la excepción. Nuestras miradas se encontraron pero su expresión fría y distante hizo que mi intento de levantarme a saludarla quedara en eso, tan sólo en un intento. Fue un momento fuerte emocionalmente, a mi mente llegaban los recuerdos, el día de la boda cantándoles su  canción mientras bailaban enamorados,pero también la tragedia y aquellas sus palabras…Así que me levanté rápidamente para ir al tocador, ante la mirada contrariada de mi acompañante. Pero la noche me deparaba más sorpresas todavía.
        A mi regreso, junto al bar estaba mi amiga abrazada a mi pareja, caminé lentamente hacia ellos para lograr escucharla cuando dirigiendo su mirada hacia mí le decía “Es una lástima que vengas acompañado”…Entonces salí con él siguiendo mis apresurados pasos…

-Qué sucede..????- Me decía él, visiblemente  preocupado 
-Es lo que quisiera saber,estaban abrazados…unos minutos más y se estarían besando -le reproché…y nada de lo que él me dijo hizo que volviera 
“No debería decírtelo pero ella me abrazó”  “Y si es tu amiga por qué lo hizo, deberías de pensar en eso y no molestarte conmigo”   “Todos sabemos quién es Miriam,siempre ha sido así”.

Entonces, ya más calmada, cerrando los ojos a su irresistible presencia, me despedí con la mayor dignidad que tuve…”Discúlpame, esto no funcionará…Creo que aún puedes recuperar tu noche” y diciendo eso me marché zafándome aún contra mi propia voluntad de entre sus brazos, desconozco si ellos continuaron esa noche.Esa larga noche, de regreso a casa me preguntaba en qué momento había perdido a mi amiga…cuando falleció su esposo o mucho antes de que eso sucediera.

Cobardía ante al amor? Quizás,a la distancia creo que lo que en el fondo me dolió es que siendo mi amiga no hubiera respetado al hombre que estaba conmigo,me dolió lo que pudo ser una venganza de su parte que siento yo no merecía.
Si,ya se que siempre te he dicho que el amor sea cual sea el resultado debemos de vivirlo,pero no siempre pensé así,en aquel momento huí...Tuvo que llegar el cielo y arrebatarme un amor puro,bello y sincero para comprender que debemos de valorar cada momento,que no debemos a quedar a deber un Te quiero,porque quizás después no tendremos el tiempo para hacerlo,hoy lo sé...Ayer,huí.
En la quietud de la noche,a solas en mi recamara,despedí cualquier sentimiento de dolor ante mi amiga e hice lo que siempre he sabido hacer,en honor de nuestros días,escribirle una poesía.


AQUELLOS DÍAS FELICES

Era bello saberte enamorada
contemplando la dicha, la ilusión
era bello encontrar en tu mirada
la perfecta armonía del amor.

Cuanto quise vivir en tus momentos
compartiendo en la vida tu amistad,
un regalo te di que fue tormento
y un recuerdo  atormenta mi pensar.

Hoy busqué recordar la melodía
que entonara algún día para ti
escuchando en aquélla lejanía
nuestras risas queriendo ser feliz.

Era bello vivir nuestros anhelos
dulce amiga, dónde se fue el amor
dónde se hallan ahora nuestros sueños
o el destino de lo que nos unió…

En memoria  de aquellos días felices
que florezca el amor siempre en tu ser…!!!!
que el destino se lleve aquellos grises
momentos, dolorosos, del ayer.







El nombre verdadero de mi amiga lo he cambiado por respeto a su persona,en alguna que otra ocasión hemos coincidido y aunque ya no convivimos yo le respondo el saludo y su sonrisa con cordialidad,hay quien me ha dicho que tengo atole en las venas,que como puedo saludarla después de todo el daño que me hizo,no lo se,será en honor de aquellos días felices...? Cuando nos queríamos como hermanas y ese cariño era la alegría de mi alma.
  

10 comentarios:

  1. Maravillosa entrada encantadora gracias por estas maravillosas letras gracias Maria✍🌹✍✍👏👏💋💋💌💌💋🌹

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maravilloso tú mi querido Isidro...Te pusiste de acuerdo con Miguel? :DDD Porque los dos comentaron al mismo tiempo...Os quieroooo...!!! :))) Abracitos y muchos muas :))) ♥♥

      Eliminar
  2. Hola María, es una excelente continuación de tu relato que complementa y ayuda a comprender las circunstancias que exprasabas ya con acierto en la primera parte de un amor sin límites.

    Y es que en principio, tanto en el amor como en la amistad así es como deberían de ser nuestros sentimientos o Presentimientos, sin límites y hasta donde lleguen.

    Luego la vida va colocando a cada persona en su lugar, no por ello debemos de dejar de tener nuestro corazón abierto al amor o a la amistad.

    Te mando un fuerte abrazo y te felicito por tu tinta que si que es indeleble de verdad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Miguel...Gracias por darle fuerza a mi blog con tu cálida presencia...Si,así debería ser el amor y la amistad,la intensidad nunca nos hará daño,sólo los extremos podrían perdernos... Hay algo muy cierto en tu comentario,la vida va colocando a cada persona en su lugar...El corazón siempre abierto,en ello como en muchas cosas más coincidimos...Ay,me emociono mucho al saber que mis letras gustan y llegan,ven acá para darte un abrazote :)))
      Gracias por siempre y besitos...IN-FI-NI-TOS :) ♥

      Eliminar
  3. ¿Maria te has fijado en la hora de publicación del comentario de Isidro y a la vez del primero mío?
    11:30 exactas, te prometo que no nos hemos puesto de acuerdo, ja,ja,ja.
    Un beso :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ajajajaja....Si,ya vi...Mis dos galantes caballeros estaban escribiendo al mismo tiempo :)))
      Besitos...!!!

      Eliminar
  4. A veces la mejor amiga es la que te traiciona. Una bella historia Maria. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola hermosa,que alegría recibirte,si tienes razón,a veces a quien más amamos es quien más pronto nos traiciona,besitos y un gran abrazo amiga...!!! :)

      Eliminar
  5. Foarte interesantă povestire . Sper că este doar ficţiune . Ştiu că sunt momente în viaţă cănd toţi suferim , dar ..... timpul , de cele mai multe ori , vindecă .... Mulţumesc mult Maria !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bună inima mea, vă mulțumesc pentru a continua sa-mi .... eu te iubesc infinit prințul meu de România...!!! :) ♥♥

      Eliminar